De qué manera flirtear con un chaval

Chica coqueteando con chico

Entender de qué manera flirtear con un chaval es una capacidad que es útil y entretenida de estudiar en el momento en que andas en la escena de las citas. Puedes meditar que es absolutamente diferente a de qué manera flirtear con una chavala, pero te sorprenderás de lo afines que tienen la posibilidad de ser ámbas.

No supongas bastante en de qué manera flirtear con un chaval

En el momento en que aprendes a flirtear con un chaval, entre las primordiales diferencias en la enorme mayoría de chicos y hombres es que no en todos los casos precisas ser sutil; en verdad, en ocasiones no deberías. La civilización moderna enseña a los hombres que no han de estar «en contacto» con las cosas sentimentales, y que tienen que mantenerse firmes y distantes. Flirtear con este género de hombres puede ser bien difícil, pues es bien difícil para ellos tanto entender que andas flirteando como el enseñar de qué forma se sienten sobre esto. Si le das flores a una mujer, es culturalmente aceptable que se ruborice, sonría y quizás se ría. Exactamente el mismo accionar hacia un hombre es algo sobre lo que probablemente se burlarían de él, ¡más allá de que se sienta del mismo modo!

De igual forma, solo felicitándolo – «¡Me agrada la manera en que se te ve la chaqueta, Michael!» podría comprenderse como una convidación coqueta, pero puede no tomarlo como tal, sencillamente por el hecho de que no se considera «masculino» preocuparse por las apariencias; en cambio, eso es ser mucho más bien «vano». Es considerablemente más posible que ande mejor y él sepa que andas entusiasmado en él si lo felicitas por algún equipo que tiene: su automóvil, por poner un ejemplo.

El chaval sensible de la novedosa era

Como es natural, el otro arquetipo cultural del hombre contemporáneo es lo contrario al hombre descrito previamente: la persona a la que se le enseña a estar en contacto con sus conmuevas, a ver cosas como el romance y la hermosura, y mucho más. No pienses que es mucho más simple flirtear con estos hombres; les han enseñado que no tienen que asumir que una mujer está interesada en ellos solo pues los felicita. Más allá de que tienen la posibilidad de ser mucho más chistosos al admitir los cumplidos, asimismo probablemente acepten que son sencillamente una medida de amistad, no una intención de romance, que es lo que verdaderamente supone el flirteo. En alguno de los 2 casos, si semeja que el tipo no descubre las señales que andas mandando, probablemente sea mejor que le afirmes precisamente y de manera directa, que andas interesada en él. Flirtear es solo un juego entretenido si las dos personas juegan, y si él sabe seguramente que andas interesada, le da la posibilidad de flirtear contigo.

El riesgo de la carencia de comunicación

Lamentablemente, los 2 estereotipos precedentes (y son estereotipos, con muchas salvedades) tienen un inconveniente potencial incluido con las suposiciones y el olvido de las señales sentimentales: si están enamorados de ti, tienen la posibilidad de estimar las cortesías diarias de manera perfecta normales y agradables, como flirteo. Es un fenómeno muy conocido de alguien que no recibe las señales sutiles de que «a ella no le agradas de esa manera». De nuevo, en estas situaciones, la comunicación clara (esporádicamente una comunicación increíblemente clara) es el sendero a continuar.

El arte mucho más fino de flirtear

Los dos géneros de hombres son generalidades, y es completamente viable, y deseable, que el hombre con el que quieres flirtear no esté descentrado, que logre leer tus señales y contestar de forma efectiva. Si ese es la situacion, el coqueteo probablemente sea uno de los juegos mucho más entretenidos que una pareja puede jugar, así sea en una primera cita o tras décadas de matrimonio.

Presta atención

Tu primera estrategia de flirteo es prestar atención. Mira lo que le agrada llevar a cabo, mira qué temas, programas de televisión o tiendas lo hacen alegrarse y sonreír. Conforme te hagas un concepto de lo que verdaderamente ocupa su atención, te va a ayudar a conocer de qué forma enfocarla en las direcciones y estados de ánimo que quieres.

Pídele que te preste atención

Empieza a plantar pequeñas semillas de las cosas que le agradan a su alrededor, atrayendo su atención. Un excelente ejemplo sería ver que a él le agrada la tarta de calabaza, y entonces utilizar una fragrancia fundamental con aroma de tarta de calabaza para encender el ámbito.

Sé sugerente

Cuando hayas captado su atención, empieza a sugerir cosas para llevar a cabo juntos: cosas que le agraden, al comienzo, para asociarlas contigo, y después, conforme pase el tiempo, asociará el tiempo contigo como algo que le agrada, ¡con independencia de lo que sea hagan!

No te detengas

Cuando llegues al punto en que tu coqueteo haya tenido éxito en la meta de una relación romántica, ¡no te detengas! Sosteniendo esa atención lúdica el uno en el otro, insinuando formas en que tienen la posibilidad de pasar mucho más tiempo juntos, lo que va a ayudar a sostener su amor fresco y vivo sin importar un mínimo cuánto tiempo estén juntos.

Similar Articles

Comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Advertisment

Instagram

Most Popular

25 oraciones de amor y aprecio gay

El cariño entre 2 personas, así sea del mismo sexo o del sexo contrario, expresado en expresiones puede ser dulce,...

3 maneras de reiniciar tu relación cariñosa

Puedes rebobinar esa película a tu parte preferida. ¿Por qué razón no procurarlo en tu relación? Todas y cada una...

Verdades profundas sobre los inconvenientes de seguridad en las relaciones

Si tienes inconvenientes de seguridad en las relaciones, posiblemente debas retroceder un paso para investigar por qué razón los tienes...
You cannot copy content of this page