Qué llevar a cabo si tu novio te trata de intimidar y / o siendo belicoso

La intimidación no es solo algo que sucede on-line, en la escuela o en el trabajo. Más allá de que se piensa que el cariño no duele, muchas chicas se implican con hombres que las dejan a ciegas. En vez de presenciar el cariño que quieren, sienten temor, son maltratadas y se desalientan. Dado a que la intimidación no en todos los casos supone abuso físico o sexual, ciertas mujeres no se dan cuenta de que hay un inconveniente.

Señales de que andas siendo intimidado

Los intimidadores te manipularán para conseguir lo que precisan como contestación a sentirse de otra manera impotentes, inseguros y fuera de control. Aparte de estos seis signos, NoBully.org cuenta ciertos patrones a tomar en consideración.

¿Te culpas regularmente por los enojos y la furia de tu compañero?

Quizás semeja que nada de lo que haces es suficientemente bueno. No puedes cocinar, adecentar o aun charlar de la forma adecuada. Da igual cuánto lo procures, no puedes agradarlo.

¿Te has estado sintiendo mal contigo misma recientemente?

Todo el planeta tiene un mal día, pero si los pésimos días son mucho más usuales, posiblemente comiences a sentir que algo anda mal contigo. Te sientes favorecida de tener novio aun si se broma, te critica o te desalienta inexorablemente pues ¿quién mucho más podría quererte?

¿Siempre y en todo momento andas al límite?

No te sientes distendida y cómoda en el momento en que andas con tu novio pues jamás sabes exactamente en qué estado anímico va a estar. Es impredecible, un instante amoroso y el próximo minuto lleno de íra.

¿Tienes temor de charlar?

En el momento en que no haces lo que él afirma, él amenaza con dejarte o quitarte algo, como tus hijos o el dinero.

¿Es él el único con quien puedes charlar?

Tus amigos y familiares han expresado su preocupación múltiples ocasiones, pero tu novio no desea que pases tiempo con absolutamente nadie mucho más, sino más bien con él.

¿Compensa su accionar diciendo: «Lo siento», «Te amo» o te llena de regalos?

Más allá de que esto optimización por un tiempo la situación, de todos modos es una señal de control y período de abuso.

¿Tu relación perjudica de manera negativa tu vida?

Si te sientes deprimido, ansioso y tienes inconvenientes con la baja autovaloración como producto de tu relación, posiblemente ahora estés exponiendo los efectos negativos de ser hostigado.

Qué llevar a cabo si andas siendo intimidada

Tú puedes sentirte atrapada y también indefensa. No obstante, tienes múltiples opciones que tienen la posibilidad de guiarte a ponerte en el sendero hacia la curación. El paso inicial radica en aproximarte a tus amigos y familiares. En el momento en que te sientas apoyado, vas a tener la seguridad y el valor de ofrecer los próximos pasos para progresar tu situación.

Terminar a esa relación

Si sientes que tu vida o tu confort están en riesgo, completa este plan de seguridad desarrollado por el Centro Nacional de Crueldad Doméstica y Sexual para guiarte a salir. La línea directa nacional de crueldad doméstica asimismo tiene distintas proyectos según tu situación concreta. Si resides en USA puedes llamarlos al 1-800-799-SAFE (7233). Asimismo hay información y elementos útiles en la línea de asistencia nacional para el abuso de parejas jovenes (1-866-331 9474), y Break the Cycle.

ATENCIÓN:

Si eres una lectora que resides en otro país de charla hispana prueba llamar a los departamentos de confort popular y asistencia al ciudadano de tu localidad, o llama a la policía a fin de que les preguntes los teléfonos de los departamentos de contribuye a las víctimas de abuso o crueldad doméstica.

Confrontando a tu pareja

Si te sientes segura y cómoda al llevarlo a cabo, ser franca con tu novio sobre su acoso asimismo puede ser una experiencia curativa para él asimismo. Los especialistas proponen que expreses aprecio con lo que marcha en la relación y continúes comunicándote francamente sobre lo que no marcha. Puedes eludir sonar a la protectora o acusatoria utilizando afirmaciones de «Yo siento» en contestación al accionar de acoso. Detallar límites y debatir lo que está bien contigo y lo que no está bien es asimismo es esencial para arreglar tu relación.

Intentando encontrar Consejo profesional

Los hostigadores normalmente no desean ser hostigadores, pero en ocasiones precisan e inclusive quieren tener asistencia. La terapia puede proveer acompañamiento si los dos desean cambiar los patrones en la relación. Un asesor eficiente puede enseñarle a tu novio formas mucho más saludables de agradar sus pretensiones. No obstante, si te hallas en una relación físicamente exagerada, la línea directa nacional de crueldad doméstica sugiere Programas de Intervención y Prevención de Agresión (BIPP) en vez de consejería para parejas. Ellos piensan que la asesoría sicológica puede exacerbar el abuso en el momento en que los abusadores manipulan las sesiones de terapia culpando a las víctimas, achicando el abuso y intentando de ganarse el favor del terapeuta.

Tomarse el tiempo para sanar

Ser intimidado, singularmente por un individuo cercano, puede ocasionar estragos en tu autovaloración. Con independencia de lo que por último decidas llevar a cabo con tu relación, cerciórate de no descuidarte en el desarrollo. El precaución personal es de escencial relevancia para ti y para tu relación. Esto puede implicar consejos individual, pensar sobre lo que es necesario para ti o elegir quedarte soltero por un tiempo.

Similar Articles

Comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Advertisment

Instagram

Most Popular

11 maneras de probarle amor a tu novio

La preocupación de probar tu amor es un aspecto muy femenino. La mayor parte de los hombres eligen los medios...

Qué llevar a cabo y qué no realizar en tu primera cita

Meditar sobre lo que deseamos realizar en una primera cita puede ser un desafío, pero asimismo puede ser realmente entretenido...

De qué forma olvidar un amor irrealizable

Hay amores que sencillamente no tienen la posibilidad de ser pues los dos procuran cosas distintas o pues sus caminos...